Postura adecuada fisiológicamente para defecar

Método Pronokal: guía para evitar el estreñimiento durante los viajes

En mi experiencia profesional, diariamente me encuentro en la consulta con pacientes que me refieren estreñimiento crónico o bien con pacientes que me comenta cómo en determinadas circunstancias (viajes, estancias en hoteles, temporadas de estrés, alteraciones del ritmo de trabajo, etc.) pueden sufrir de dificultades para ir al baño con regularidad. A veces, estos pacientes mejoran la frecuencia y la “calidad” sus visitas al baño al aumentar el consumo de verduras ricas en fibra, tal y como sucede con los pacientes que tengo realizando el Método Pronokal® y PnK® para la pérdida de peso. Además, a los pacientes que siguen esta dieta proteinada les aumento la suplementación con magnesio, cuyas bondades en cuanto a la mejora del estreñimiento crónico y agudo son bien conocidas por todos los profesionales de la salud. No obstante, si aún con lo anterior los pacientes padecen un episodio de estreñimiento, podemos recurrir al Natur Transit de Pronokal®.

Las incomodidades del estreñimiento:

  1. Sensación de hinchazón y pesadez.

  2. Disminución del apetito.

  3. Dolor de cabeza e irritabilidad.

  4. Gases, flatulencias y retortijones.

A continuación voy a indicar la lista de los tops para mejorar o evitar el estreñimiento:

  1. Toma verduras ricas en fibra, o en su defecto toma complementos de fibras solubles en agua (los puedes encontrar en farmacia o parafarmmacias). Las fibras estimulan los movimientos intestinales que hacen que el bolo alimenticio progrese en su recorrido a través de la luz intestinal.
  2. Ten una correcta ingesta diaria de agua, lo cual permite que las fibras del punto 1) puedan “hincharse” captando agua, aumentando el volumen de las heces, estimulando el avance de las mismas y facilitando la defecación.
  3. No reprimas nunca las ganas de ir al baño. Si tenemos “ganas” hemos de dejar lo que estemos haciendo y seguir la “llamada de la naturaleza”. Esto nos permite acostumbrar a nuestro organismo a un hábito regular y en un horario preciso. Hemos de vencer las reticencias a ir al baño en lugares públicos (hoteles, museos, bares, etc.) Entiendo que en estos establecimentos las condiciones de limpieza y tranquilidad no son las mismas que en el baño de nuestra casa, pero podemos llevar en el bolso toallitas desinfectantes y toallitas higiénicas (recuerda: SE TIRAN EN LA PAPELERA, NO EN LA TAZA DEL VATER) para mejorar las condiciones en que nos encontramos estos sanitarios.
  4. Mantén a tus bacterias sanas y bien alimentadas. En nuestros intestinos habitan millones de bacterias que entre otros cometidos ayudan a que tengamos un tránsito intestinal adecuado. La incorrecta alimentación o la toma de antibióticos puede alterar el equilibrio entre los diferentes tipos de bacterias, acabando con las más beneficiosas y estimulando que las bacterias dañinas puedan ocupar su lugar. La toma de prebióticos y probióticos mejora la diversidad de nuestra flora bacteriana intestinal y aumenta la calidad de la misma. He apreciado como pacientes con estreñimiento crónico se han beneficiado con la toma de los Simbiotics (B.Longum y B.Animalis) de Pronokal®, por lo que la prescripción de los mismos se ha convertido en uno de mis primeros recursos para mejorar el estreñimiento de los pacientes. Si el paciente no está en cetosis, también suelo recomendar la toma de kefir o yogures de ganadería ecológica.
  5. Practica regularmente un ejercicio físico que te guste.  De esa manera mejoramos el tono de la musculatura implicada en la defecación y ayudamos al progreso del peristaltismo intestinal.
  6. Mejora tu postura defecatoria: recupera la placa turca y ponte de cuclillas. Nuestro diseño anatómico hace que la postura “de cuclillas” sea la más “natural” para ir al baño; los váteres occidentales no son los que más favorecen la relajación y apertura de los esfínteres anales: aunque hace décadas que en España no se instalan placas turcas, estos artefactos resultan ser los más ergonómicos para facilitar la defecación. La alternativa para los que no nos animamos a instalar una placa turca en casa, es usar un escabel en el que elevar las rodillas cuando estamos sentados en el retrete convencional y en echar hacia adelante nuestro tórax, tocando con el pecho las rodillas. En este video demuestro cómo hacerlo.
Postura adecuada fisiológicamente para defecar

Postura adecuada fisiológicamente para defecar

Las duchas de cólon regulares también pueden ayudar a solventar un episodio agudo de estreñimiento, tanto como a mejorar nuestro bienestar habitual si las realizamos con la frecuencia adecuada, siempre que se practiquen de la forma correcta y el paciente no presente ninguna contraindicación para llevarlas a cabo.

Todos los consejos anteriores no son adecuados para todos los pacientes, y es siempre el médico el que debe indicarlos según el caso de cada paciente en particular. Por otra parte, a veces el estreñimiento es un síntoma más de una enfermedad más grave como puede ser la diabetes o las alteraciones tiroideas. Por lo tanto, aconsejo que antes de tomar cualquier medida, la persona aquejada de estreñimiento (crónico o agudo), acuda a su médico y le consulte al respecto.

Como información complementaria  y para entender de forma sencilla cómo funcionan nuestros intestinos (el llamado “segundo cerebro”), recomiendo la lectura del libro de Giulia Enders La digestión es la cuestión  (Ed. Urano).

 La digestión es la cuestión.

La digestión es la cuestión.

Deseo una primera cita informativa GRATUITA sobre el Método Pronokal® y PnK® con el Dr. Adolfo Planet.